Toscana

Trishawho - CC0 D.benedetti - Public domain D.benedetti - Public domain NikonZ7II - CC BY-SA 4.0 Carlo cattaneo fotografie - CC BY-SA 4.0 qwesy qwesy - CC BY 3.0 Peter K Burian - CC BY-SA 4.0 Enrico from Rome, Italy - CC BY 2.0 Sidvics - CC BY-SA 3.0 qwesy qwesy - CC BY 3.0 Bradley Weber - CC BY 2.0 Enrico from Rome, Italy - CC BY 2.0 qwesy qwesy - CC BY 3.0 qwesy qwesy - CC BY 3.0 Andrea - CC BY 2.0 Gvwcrossmedia - CC BY-SA 4.0 Michele Faliani - CC BY-SA 4.0 Olivier Bruchez - CC BY-SA 2.0 Bradley Weber - CC BY 2.0 Luensu1959 - CC BY-SA 4.0 Nuada - Public domain Sidvics - CC BY-SA 3.0 Commonists - CC BY-SA 4.0 Enrico from Rome, Italy - CC BY 2.0 D.benedetti - Public domain qwesy qwesy - CC BY 3.0 No machine-readable author provided. AlMare assumed (based on copyright claims). - Public domain Myrabella - CC BY-SA 3.0 D.benedetti - Public domain Clayton Tang - CC BY-SA 3.0 D.benedetti - Public domain Enrico from Rome, Italy - CC BY 2.0 Peter K Burian - CC BY-SA 4.0 it:user:Roberto Zanasi - Public domain Carlo cattaneo fotografie - CC BY-SA 4.0 Enrico from Rome, Italy - CC BY 2.0 Giovanni Cerretani - CC BY-SA 3.0 Aconcagua (talk) - CC BY-SA 3.0 Alessandro Vecchi - CC BY-SA 3.0 D.benedetti - Public domain Wikibusters - CC BY-SA 4.0 D.benedetti - Public domain JoJan - CC BY-SA 2.5 D.benedetti - Public domain Sefabetti - CC BY-SA 4.0 Michele Faliani - CC BY-SA 4.0 Czechoriche - CC BY-SA 4.0 Sidvics - CC BY-SA 3.0 No machine-readable author provided. AlMare assumed (based on copyright claims). - Public domain qwesy qwesy - CC BY 3.0 Sidvics - CC BY-SA 3.0 Angelo nastri nacchio - CC BY-SA 4.0 Sandro Botticelli - Public domain D.benedetti - Public domain No images

Contexto sobre Toscana

La Toscana es una de las veinte regiones que conforman la República Italiana. Su capital y ciudad más poblada es Florencia. Está ubicada en Italia central, limitando al norte con Emilia-Romaña, al este con Marcas, al sureste con Umbría, al sur con Lacio, al oeste con los mares Tirreno y de Liguria, y al noroeste con Liguria. Con 22 994 km² es la quinta región más extensa del país, por detrás de Sicilia, Piamonte, Cerdeña y Lombardía.[1]

Sus 633 km de costas (397 km continentales y 236 km insulares) están bañados por el mar de Liguria en el tramo centro-septentrional entre Carrara (junto a la desembocadura del torrente Parmignola, limítrofe con la Liguria) y el golfo de Baratti;[2]​ y el mar Tirreno baña a su vez el tramo costero meridional entre el promontorio de Piombino y la desembocadura del Chi...Leer más

La Toscana es una de las veinte regiones que conforman la República Italiana. Su capital y ciudad más poblada es Florencia. Está ubicada en Italia central, limitando al norte con Emilia-Romaña, al este con Marcas, al sureste con Umbría, al sur con Lacio, al oeste con los mares Tirreno y de Liguria, y al noroeste con Liguria. Con 22 994 km² es la quinta región más extensa del país, por detrás de Sicilia, Piamonte, Cerdeña y Lombardía.[1]

Sus 633 km de costas (397 km continentales y 236 km insulares) están bañados por el mar de Liguria en el tramo centro-septentrional entre Carrara (junto a la desembocadura del torrente Parmignola, limítrofe con la Liguria) y el golfo de Baratti;[2]​ y el mar Tirreno baña a su vez el tramo costero meridional entre el promontorio de Piombino y la desembocadura del Chiarone, en el territorio conocido como Maremma grossetana, que marca el límite con el Lacio.[3]

La región de Toscana es una de las mayores y más importantes regiones italianas por su patrimonio artístico, histórico, económico, cultural y geográfico. Está ubicada en la zona central de Italia, y es uno de los principales destinos turísticos del país.

Mas sobre Toscana

Population, Area & Driving side
  • Población 3745983
  • Área 22987
Historial
  • La época anterior a los etruscos en la región, a finales de las edades de Bronce y del Hierro son semejantes a los primeros griegos,[1]​ los micénicos y después surgió la civilización etrusca.[1]​ Los etruscos crearon la primera gran civilización en esta región, suficientemente grande para establecer una infraestructura de transporte, para implementar la agricultura y la minería y producir un arte vibrante.[2]

    A finales del Neolítico (después del 1000 a. C.) el territorio entre el valle del Arno y el valle del Tíber, estuvo poblado por los etruscos: pueblo misterioso, quizás de proveniencia oriental, cuya lengua preindoeuropea no ha sido aún completamente descifrada.

    Entre el siglo VII y el siglo VI a. C. los etruscos extendieron su hegemonía a una parte de la Pianura Padana y de Córcega.

    En el siglo V a. C., derrotados por los griegos y cartagineses, se retiraron dentro de sus fronteras tradicionales y finalmente (siglo IV a. C.) fueron vencidos y sometidos por Roma y desaparecieron.

    ...Leer más

    La época anterior a los etruscos en la región, a finales de las edades de Bronce y del Hierro son semejantes a los primeros griegos,[1]​ los micénicos y después surgió la civilización etrusca.[1]​ Los etruscos crearon la primera gran civilización en esta región, suficientemente grande para establecer una infraestructura de transporte, para implementar la agricultura y la minería y producir un arte vibrante.[2]

    A finales del Neolítico (después del 1000 a. C.) el territorio entre el valle del Arno y el valle del Tíber, estuvo poblado por los etruscos: pueblo misterioso, quizás de proveniencia oriental, cuya lengua preindoeuropea no ha sido aún completamente descifrada.

    Entre el siglo VII y el siglo VI a. C. los etruscos extendieron su hegemonía a una parte de la Pianura Padana y de Córcega.

    En el siglo V a. C., derrotados por los griegos y cartagineses, se retiraron dentro de sus fronteras tradicionales y finalmente (siglo IV a. C.) fueron vencidos y sometidos por Roma y desaparecieron.

     
    Palazzo Vecchio en Florencia

    Más tarde, los romanos dominaron la Etruria anexionándosela en el año 351 a. C., que pasó a ser una de las catorce regiones en que Augusto dividió Italia. Los romanos establecieron las ciudades de Lucca, Pisa, Siena y Florencia, y dotaron a la zona con nuevas tecnologías y desarrollo, y aseguraron la paz.[2]​ Entre sus logros están varias calzadas, que transformaron el aspecto de Italia en general y de la Toscana en particular:

    la vía Aurelia, que recorría la costa hasta el puerto de Pisa y la base naval de Guenua (Génova) ; la vía Clodia, que se detenía en Saturnia; la vía Cassia, que unía Roma con Florencia; la vía Flaminia, que unía Roma con la Umbría y el mar Adriático.

    Estos nuevos caminos romanos evitaron cuidadosamente los grandes centros etruscos, cuya decadencia no tardó en seguir, mientras que las nuevas ciudades romanas cobraban la importancia. Es el caso, por ejemplo, de "Pistoriae" (Pistoia), que, al principio, era solo una ciudad pequeña fortificada al borde de la vía Casia.

    En el siglo VI, los longobardos llegaron a la región y eligieron Lucca como la capital de su Ducado de Tuscia.[2]

    Después de la destrucción del reino lombardo por Carlomagno en el siglo VIII, se convirtió en un condado, el condado de Lucca. Luego fue un marquesado con Adalberto I en el siglo IX. En el siglo XI el marquesado pasó a la familia Attoni de Canossa, quienes también tenían Módena, Reggio Emilia y Mantua. Matilde de Canossa fue su miembro más famoso. La muerte de Matilde de gota en el año 1115 marcó el final de una era en la política italiana. Legó sus posesiones al papado, lo que determinó el comienzo de una lucha entre el Papado y el Imperio por este territorio.

     
    Las torres de San Gimignano

    Con los francos la región empezó a recuperarse; pero solamente a partir del siglo XII comenzó una auténtica mejoría económica y política, cuando Pisa estableció relaciones comerciales con el Oriente y Siena y Florencia emprendieron actividades industriales (textiles) y financieras (bancos).

    La ruta de peregrinación por la Vía Francígena entre Roma y Francia llevó riqueza y desarrollo a la región en la Edad Media.[2]​ El conflicto entre los güelfos y gibelinos, facciones que apoyaban al Papado y al Sacro Imperio Romano Germánico en el centro y el norte de Italia durante los siglos XII y XIII, dividieron al pueblo toscano.[2]​ Estos dos factores contribuyeron al surgimiento e independencia de ricas comunidades medievales: Arezzo, Florencia, Lucca, Pisa y Siena.[2]​ Una familia que se benefició de la creciente riqueza de Florencia fueron los Médicis, que pasaron a gobernarla.

    La economía de la región se mantuvo próspera hasta mediados del siglo XIV, cuando una desastrosa sucesión de carestía, peste y reveses financieros hicieron zozobrar a Florencia y a Siena.

    En Florencia, en 1434, la Señoría de los Médicis sucedió al gobierno democrático (que en realidad era ya oligárquico). Cosme el Viejo y Lorenzo el Magnífico la convirtieron en la ciudad cultural de Italia, estabilizaron la economía y con ellos llegó a ser una potencia nacional.

    En el siglo XVI, bajo Cosme I, la Señoría se transformó en Gran Ducado de Toscana, se conquistó Siena y se fundaron Academias y Universidades; solo la república de Lucca permaneció autónoma.

    En el siglo XVI, el papa Clemente VII y Carlos V nombraron a Alejandro de Médicis como el primer gobernante formalmente hereditario. Siena no fue incorporado a Toscana hasta 1555. Con el apoyo del emperador, Cosme I de Médicis, derrotó a los sieneses en la batalla de Marciano (1554), y asedió Siena. A pesar de la desesperada resistencia de sus habitantes, el 17 de abril de 1555, después de un asedio de quince meses, la ciudad cayó, su población disminuida de 40.000 a 8000 personas. En 1559 Montalcino, el último reducto de independencia sienesa, fue anexionada a los territorios de Cosme. En 1569 el papa Pío V lo elevó a la posición de gran duque de Toscana.

     
    Galería Uffizi en Florencia

    Los sucesores de Cosme no estuvieron a la altura de sus predecesores, se empobreció la economía del Estado y disminuyó el papel de Toscana en la política italiana.

    Cuando Juan Gastón, el último de los Médicis, murió sin herederos, el Gran Ducado fue heredado por la casa de Lorena. La guerra de sucesión polaca en los años 1730 significó la transferencia de Toscana de los Médicis a Francisco Esteban, duque de Lorena y marido de la emperatriz de Austria María Teresa.

    Leopoldo de Habsburgo-Lorena gobernó Toscana entre 1765 y 1790, realizando diversas reformas ilustradas; también se convirtió en emperador romano desde 1790 hasta 1792 a la muerte de su hermano José II. El Gran Ducado pasó entonces a Fernando III, quien fue depuesto por Napoleón Bonaparte en el año 1801 de manera que Toscana pudo entregarla a los duques borbones de Parma como una compensación por la pérdida de su ducado. Durante este breve período, el Gran Ducado de Toscana fue conocido como el Reino de Etruria. En 1814 volvió al poder Fernando III, pero bajo la influencia de los austriacos.

     
    Puente del Diablo en Borgo a Mozzano

    Con la revolución de 1848, el gran duque Leopoldo II dictó una constitución. No obstante, en 1849 se implantó una república y Leopoldo II abandonó el territorio. Lo ocupó de nuevo con fuerzas austríacas y este regreso al poder apoyado con fuerzas austriacas hizo que perdiera el apoyo popular. En las guerras de independencia italianas de los años 1850, Toscana fue transferida de Austria a la nación unificada de Italia. Leopoldo II abandonó definitivamente Toscana en al año 1859. Un plebiscito, promovido el 15 de marzo de 1860 por el Gobierno Provisional Toscano, decretó la anexión al Reino de Cerdeña regido por Víctor Manuel II y, de ahí, al naciente Reino de Italia.

    Bajo Benito Mussolini, el territorio pasó bajo el dominio del líder local del Partido Nacional Fascista, Dino Perrone Compagni. Tras la caída de Mussolini y el restablecimiento del Reino de Italia, la República Social Italiana fue establecida en las regiones septentrionales de Italia, con su frontera de facto en la Línea Gótica, una posición defensiva justo al norte de Florencia. Después del final de la República Social, y la transición de un Reino a la moderna República Italiana, la Toscana nuevamente floreció como un centro cultural de Italia.

    a b Barker, 2000, p. 5 a b c d e f Jones, 2005, p. 2
    Leer menos

¿Dónde puedes dormir cerca? Toscana ?

Booking.com
558.417 visitas en total, 9.238 Puntos de interés, 405 Destinos, 6.892 visitas hoy.