Catedral de Cristo Rey (Liverpool)

Eglwys Gadeiriol Fetropolitaidd Lerpwl

( Catedral de Cristo Rey (Liverpool) )

La catedral Metropolitana de Cristo Rey de Liverpool o solamente catedral Metropolitana de Liverpool (del inglés: Liverpool Metropolitan Cathedral) es la sede de la Archidiócesis de Liverpool y una de las dos catedrales de Liverpool (Inglaterra, UK). Abierta al culto católico, está situada a 800 m al norte de la catedral Anglicana y se le conoce como Mersey Funnel o Paddy's Wigwam.

Obra de Frederick Gibberd, fue construida en tan solo cinco años (1962-1967) tras haberse propuesto otros tres diseños en 1853, 1933 y 1953.

Diseño de Pugin

Durante la hambruna de la patata irlandesa, en 1847, la población católica de Liverpool aumentó mucho. Alrededor de medio millón de irlandeses, que eran predominantemente católicos, huyeron a Inglaterra para escapar de la hambruna, y muchos se embarcaron allí para viajar a Estados Unidos mientras otros permanecieron en la ciudad. Debido a ese incremento en la población católica, el obispo Alexander Goss (1814-1872), vio la necesidad de edificar una catedral.

En 1853, Goss, encargó la construcción de la nueva catedral a Edward Welby Pugin (1833-1875). En 1856 la capilla de Nuestra Señora Inmaculada de la nueva catedral se había completado. Debido a que los recursos financieros se destinaban a la educación de los niños católicos, se pararon las obras y dicha capilla sirvió como iglesia parroquial de la población católica local, hasta su demolición en la década de 1980.

Diseño de Lutyens

Tras la compra de un solar de 36 000 m² en Brownlow Hills en 1930, el arquitecto Edwin Lutyens ofreció un diseño que competiría con la catedral Anglicana diseñada por Giles Gilbert Scott.

El diseño la convertiría en la segunda iglesia más grande del mundo y hubiera tenido la cúpula más grande del mundo (51 m de diámetro frente a los 42 m de la cúpula de San Pedro del Vaticano), pero las obras fueron paradas debido a su alto coste (27 millones de libras) y la Segunda Guerra Mundial frenó las obras. De este diseño se finalizó la cripta en 1956 y no se continuaron las obras debido a su alto coste.

Simplificación de Scott

Tras el fracaso de Lutyens, Adrian Gilbert Scott simplificó el diseño reduciendo su tamaño y su coste (4 millones de libras), manteniendo la cúpula. Al final no se realizó por su gran crítica.

Diseño de Gibberd

La catedral como se ve hoy en día fue diseñada por Frederick Gibberd, cuya construcción fue comenzada en 1962 y finalizada en 1967, siendo consagrada el Día de Pentecostés de ese mismo año. Más tarde, por la reducción del coste, aparecieron problemas en la estructura siendo el más grave la cubierta de aluminio y defectos en las vidrieras.

Fotografías por:
Diliff - CC BY-SA 3.0
Statistics: Position (field_position)
1658
Statistics: Rank (field_order)
840

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.

Seguridad
487269351Haz clic/toca esta secuencia: 2874

Google street view